Masaje Ayurvedico

Restablecer el equilibro de nuestro cuerpo, mente y espíritu a través del masaje Abhyanga

El Ayurveda es un sistema médico que se origina hace más de 5000 años según la tradición de la cultura védica. Es un sistema integral que contempla al individuo como un todo entendiendo a la enfermedad como el resultado de un desajuste en la mente, cuerpo y/o espíritu. Su significado es Ciencia de vida (Ayur: Vida / Veda: Conocimiento). Este sistema a diferencia de la medicina occidental no da fórmulas sino que da conocimiento de uno mismo para actuar en consecuencia.

Es un sistema de salud holístico, es decir nos habla de una interrelación del individuo con el cosmos, y cómo estos se influencian mutuamente. Así como el cosmos está compuesto de los 5 elementos (éter, aire, fuego, agua y tierra) los mismos están presentes en cada ser vivo del ecosistema. La principal causa de enfermedad deviene de una desarmonía entre el hombre y su entorno, siendo su principal objetivo el poder restablacerlo.

Prácticas diarias que ayudan a re equilibrarnos

El ayurveda promueve una vida larga y plena, apoyándose en el uso de plantas medicinales, una dieta propia y buenas rutinas como tratamiento para las afecciones. Es una filosofía de vida preventiva que considera que la buena salud depende de la capacidad de digerir y metabolizar no sólo el alimento sino todo aquello que ingresa por nuestros sentidos. Generando mayor conciencia en todo aquellos que consumimos para prevenir dolencias y enfermedades.

A diferencia de la medicina occidental que suele ver de manera fragmentada y solo los síntomas visibles, el ayurveda estudia al individuo a través de un trabajo profundo, no sólo como nos sentimos sino sus causas de manera integral. Tendrá en cuenta la dieta, las prácticas/rutinas diarias, la gestión emocional, el descanso.

Uno de los pilares de la tradición ayurvédica es el masaje Abhyanga que se traduce como “ungido en aceite”. Este tipo de masaje utiliza aceites vegetales de primera prensada en frío. Nutre el corazón, da elasticidad a los músculos, ligamentos y articulaciones, fortalece los huesos entre otros beneficios. Cuando el aceite penetra en los tejidos logra liberar toxinas, relajar el sistema nervioso central, calmándolo. Pudiendo lograr un mejor descanso y sensación de estabilidad.

Es una técnica que nos rejuvenece y nos devuelve la vitalidad que perdemos producto del estrés de la vida cotidiana. De ahí su importancia de poderla incorporar a nuestras rutinas de cuidado diario.

De acuerdo al biotipo de cada consultante se utiliza un diferente tipo de aceite: sésamo, girasol, o coco entre otros. Esto se determina en la primera sesión con un pequeño cuestionario. En el mundo del masaje también podemos considerar a los aceites esenciales para trabajar desde la aromaterapia (ciencia relacionada) una dolencia particular física o emocional abriendo no sólo la mente sino también el corazón.

Es importante considerar que el masaje en la India es una práctica usual, y forma parte de un conjunto de buenas prácticas para mantener la salud física, mental y espiritual de manera integrada.

Dado que es una práctica adoptada el imaginario colectivo en occidente suele considerarlo como algo especial, costoso y reservado solo para unos pocos. Esto es un mito que me gustaría desterrar, así como también los prejuicios que lo sostienen. Mi intención es poder dar a conocer esta maravilla ancestral, y que pueda formar parte de una rutina saludable que al mismo tiempo nos brinda un espacio de conexión con nosotros mismos.

Cabe aclarar que si bien puede relajar tensiones musculares no será una sesión de masajes descontracturantes, como fin en sí mismo, pero que de seguro con el progresivo tratamiento se logrará la disminución de tales afecciones.

Y como todo tratamiento ayurvédico, será el establecimiento de una rutina lo que permitirá obtener los beneficios señalados a largo plazo. Y entre sesión y sesión poder realizar un automasaje idealmente a diario, para prolongar los beneficios de la sesión en camilla.

La frecuencia elegida siempre será la ideal para cada persona, siguiendo el precepto del ayurveda en donde “no todo es beneficioso para todos, y donde algo es bueno para alguien”. Desde esta concepción amorosa y respetuosa lejos de imposiciones teniendo siempre en cuenta las posibilidades del consultante, nos invita a recibir de una manera terapéutica poderosa los beneficios de una fenomenal ciencia milenaria.

Lic Magdalena Garcia Artal
Psicóloga, masajista ayurveda y puntos marma.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *