mié. Feb 28th, 2024

Hoy se celebra el “Día Mundial del reciclaje”, una fecha establecida en el año 2005 por la Unesco. Esta jornada se presenta como una oportunidad para recordar a nivel global la estrategia de Reducir, Reutilizar y Reciclar. La misma busca reorientar y deconstruir los comportamientos de consumo de las sociedades para evitar la extracción indiscriminada de recursos naturales como materia prima y mejorar la calidad de nuestro medio ambiente. El reciclaje reduce el volumen de residuos, el colapso del relleno sanitario y la contaminación del agua, el suelo y el aire; Preserva los recursos naturales; Ahorra energía; Fomenta la economía circular; Aumenta la calidad ambiental.

La Secretaría de Ambiente de la Ciudad de Buenos Aires, en el marco del Día Mundial del Reciclaje, está realizando una campaña de recolección de Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos (RAEEs) con el fin de concientizar sobre el impacto negativo que tienen en el ambiente y en la salud. Desde 2015 a la actualidad ya se recolectaron más de 1300 toneladas. Hasta fin de mes habrá Puntos Verdes Móviles ubicados en el microcentro porteño que reciben aparatos eléctricos y electrónicos entre las 10 y las 14 horas. Del 15 al 19 de mayo están en Viamonte y Talcahuano y del 22 al 31 de mayo estarán en Av. Rivadavia y Paraná.

La gestión de RAEEs comenzó en 2015. Se reciclaron 953,78 kg, se reutilizaron 331,18 kg (como las plaquetas) y se dispusieron correctamente como residuo peligroso 39,74 kg (como los tubos de rayos catódicos). Los RAEEs son residuos que por sus características de potencial peligrosidad, nocividad o toxicidad, deben sujetarse a programas y planes de manejo específicos. Los aparatos eléctricos y electrónicos se vuelven obsoletos porque dejan de funcionar o por cambio de tecnología. Los RAEEs tienen diversas partes que pueden ser recicladas y reutilizadas por la industria local, como plásticos, metales e imanes. Pero también cuentan con una pequeña cantidad de elementos potencialmente peligrosos para la salud y el ambiente, como mercurio, plomo y cadmio. A través de la Agencia de Protección Ambiental (APrA), la Secretaría cuenta con varios programas para la recepción de RAEEs que funcionan todo el año. A nivel domiciliario, se reciben en los Puntos Verdes con atención personalizada y los Puntos Verdes Móviles; a través de la Ley Nº 2.807 se gestionan los de baja patrimonial del Poder Ejecutivo del GCBA y además, se trabaja con Escuelas Verdes y en campañas particulares con instituciones varias. Luego de ser recolectados, los RAEEs son gestionados por la Cooperativa Reciclando Trabajo y Dignidad, donde se repara lo que se encuentra en condiciones prolongando la vida útil de los aparatos electrónicos que han dejado de cumplir los requisitos técnicos exigidos por ciertos sectores, siendo puestos en funcionamiento para otros. Y, de no ser posible su reparación o recupero de piezas, se los procesa y desensambla para valorizar sus componentes y/o materiales reciclables, como vidrio, plástico, aluminio, cobre, chatarra y cables, que luego son incorporados en procesos productivos. Por último, la pequeña porción de los componentes de los aparatos que son alcanzados por la Ley de Residuos Peligrosos N° 2.214, reciben una disposición final conforme dicha norma, evitando de este modo que se produzcan daños al ambiente y a la salud.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *