La ciudad teñida de violeta

Los jacarandás, árboles nativos de las selvas de montaña del noroeste argentino, tiñen de violeta a las calles de la ciudad de Buenos Aires durante la primavera. Las hojas verdes que tiene el jacarandá durante el invierno, se caen, y brotan en sus ramas las flores de color azul violáceo. Si bien Palermo y Recoleta son los barrios en los que hay más ejemplares de este árbol, también se los pueden ver en Chacarita, en el Jardín Botánico y sobre algunas avenidas como San Juan, 9 de Julio, Libertador o Santa Fe. En los últimos años se incorporaron ejemplares en Puerto Madero, Parque Chacabuco y Flores.

Carlos Thays (arquitecto y paisajista francés) fue quien incorporó a los jacarandás al paisaje porteño debido a que es un árbol de gran adaptabilidad al medio y a las condiciones urbanas. En las calles de Buenos Aires hay 13.872 jacarandás y otros 5.050 ejemplares, están ubicados en espacios verdes. En el ranking de la cantidad de ejemplares en la ciudad, el fresno americano americano ocupa el primer lugar seguido por el plátano, el tilo y el jacarandá en el cuarto puesto.

La edición de Noviembre del diario “Mi Buenos Aires Mi Ciudad” con información de la ciudad de Buenos Aires, la podés leer en forma gratuita desde la Web: https://www.mibuenosairesmiciudad.com.ar/mibuenosairesmiciudad4

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.